Categorías
NEW
Visit our web site
Viajando por Chile | La Lira Popular
697
post-template-default,single,single-post,postid-697,single-format-standard,ajax_updown_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-6.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.3.4,vc_responsive
 

La Lira Popular

09 Ago La Lira Popular

En un tránsito entre la literatura oral y escrita, se encuentra la lira popular. Poesía popular chilena impresa cuyo máximo esplendor lo vivió entre 1860 y 1920.

Sus inicios se remontan en la España del siglo XV con el inicio de la imprenta, y con la labor de los juglares. Fueron ellos quienes recorriendo diversos pueblos con una historia que contar ya sea de vivencias personales, o de algún acontecimiento de interés público, fundaron la “literatura de cordel” o “pliego suelto” que luego viajaría hasta Chile junto con la conquista. Esta literatura de cordel, que consistía en relatos de diversa motivación, eran escritos en décimas e impresos en pliegos de papel de muy bajo costo que se colgaban en cordeles (de ahí el origen del nombre) para su venta y estaba dirigida básicamente a un público popular, y era difundida por sus mismos lectores, quienes muchas veces leían en voz alta frente a un público.

Así viajó hasta Chile donde, entre su atractivos, a parte del relato versado bajo un título llamativo, es el grabado que ilustraba la historia.

Hay varios aspectos interesantes que giran en torno a este arte popular. El nombre de lira popular resulta de una parodia del poeta Juan Bautista Peralta (1875-1933). En la época circulaba La lira chilena, revista destinada a difundir la “poesía culta”; el poeta quien en su infancia trabajó como vendedor de periódicos satíricos y hojas de poesía, dedicándose más tarde difundir sus propios versos en pliegos sueltos, nominó a su literatura Lira popular, puesto que estaba dedicada a difundirse entre la masiva población urbana. Parte de sus pliegos se conservan en la Biblioteca Nacional.

El contenido de los versos, como ya se ha señalado, obedecían a diversa motivación. Así, dado este aspecto de la lira, se ha referido a ella como canto a lo humano y a lo divino. Entre estos últimos se encuentran relatos versados sobre historias bíblicas como: la creación del mundo, las siete plagas de Egipto, la vida de cristo, la virgen, los santos, entre otros. Y, dentro del canto a lo humano, por su parte, los versos cuentan historias que van desde hechos políticos, pasando por catástrofes naturales, mitología, astronomía, versos por amor, patrióticos, hasta lo que se llama la “crónica roja” de la época.

Otro aspecto importante se refiere a la autoría de la obra. Si bien los versos a lo humano y a lo divino cuentan con el nombre del autor impreso al pie del pliego, en el caso de los grabados no hay registros de sus autores. Algunos eran realizados por los mismos poetas pero gran parte eran encargos especiales de los poetas, de los cuales no se registró su autoría. Estas ilustraciones, que graficaban el relato que venía a continuación y que tenían por fin facilitar la comprensión del texto, poseen especial valor dado el carácter expresivo de muchas de ellas, como el caso particular de algunos grabados que grafican hechos violentos.

Por:  Miriam Ron

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.